jueves, 29 de agosto de 2019

Timothy Zahn - THRAWN: TREASON. Reseña


Hace ya unas semanas salió a la venta la tercera parte de la nueva trilogía del Gran Almirante Thrawn, el alienígena azul de ojos rojos, que forma parte del Imperio Galáctico de Star Wars, y que en la antigua continuidad era el villano mas carismático solo por detrás de Vader y El Senado.

En esta ocasión, el autor Timothy Zahn, quien creó al personaje allá a principios de los 90's, ha tenido que lidiar con un nuevo cánon donde tiene poca libertad de maniobra, pues las novelas de esta trilogía ocurren fundamentalmente alternándose con los capítulos de la serie Rebels, serie de monitos donde el Gran Almirante hizo su espectacular regreso a la continuidad.

Las dos entregas previas son Thrawn, y Thrawn: Alliances, la primera novela nos narra el ascenso de Thrawn en los rangos de la Marina Imperial, mientras que la segunda funciona a manera de flashbacks alternados con el presente, donde Thrawn combate a una nueva amenaza: los Grysks, una especie que puede rivalizar con el Imperio, al tiempo que traza paralelismos entre Anakin y Vader. El personaje en estas novelas es ese individuo culto, calculador, capaz de generar grandes planes e improvisar de igual manera, con un sofisticado entendimiento del arte que le permite anticiparse a sus enemigos, nuestro gran almirante es desarrollado de manera excelente como es de esperarse, incluso no dista nada de la versión original de Thrawn hoy en Legends, algo que en la serie de TV no terminó de cuajar, no se siente como ese gran villano, aunque por contra, Zahn no puede concluir el arco argumental del Thrawn, toda vez que éste termina de manera abierta en Rebels.

La novela que hoy me ocupa, Thrawn: Treason, es el cierre a dicha trilogía. En ella, el Gran Almirante de especie chiss debe enfrentar una nueva amenaza, los robos a los suministros para el proyecto Stardust, a la sombra, nuevamente, de los grysks.

La trama inicia con una escena posiblemente conocida para los que vieron Rebels, el Gran Almirante Thrawn se encuentra combatiendo a los rebeldes de Lothal (la mona verde, la unica y diferente, el jedi casco, el chubaca afeitado, el droide naranja y el niño de la resortera), y como bien se sabe por quienes vieron esa serie, Thrawn ha desarrollado los cazas TIE Defender, pero pronto recibe una llamada nada menos que del Gran Moff Tarkin, para señalarle que los fondos del TIE Defender están en riesgo puesto que el Emperador está mostrando más interés por el proyecto de Orson Krennic: Stardust, la mismísima Estrella de la Muerte. Thrawn acepta ir a apelar directamente al Emperador a.k.a. El Senado, para que su proyecto no se quede sin dinero.
"Krennic ha sido muy... persuasivo"
Esto hace que Thrawn abandone temporalmente la serie de Rebels, hasta regresar en el capítulo final del programa. 

Pues bien, en ese hueco temporal es donde tiene cabida Treason. Veremos una reunión con nada menos que tres de los grandes del Imperio: Tarkin, Thrawn y Krennic, con el Emperador observando a distancia. En esta reunión Krennic no dejará de tratar de desacreditar a Thrawn mientras que Tarkin hace las veces de moderador, y entonces surge la propuesta: Krennic tiene una plaga de grallocs, criaturas que viven en el vacío del espacio, y que se alimentan de la electricidad de los transportes que llevan materiales a la Estrella de la Muerte, si Thrawn puede acabar con la amenaza en menos de una semana, podrá conservar los fondos para su proyecto del TIE Defender, de lo contrario, la plata va para Krennic.
Las disputas entre Tarkin y Krennic continúan en este libro
Una reunión así en la serie de TV habría sido fenomenal
Esta es básicamente la premisa del libro, Thrawn debe combatir una compleja amenaza, en su viaje se le unen el Director Asistente Ronan, mano derecha de Krennic y enviado por éste para sabotear a Thrawn, además regresa nada menos que Eli Vanto, el antiguo compañero de Thrawn en la Academia, que al finalizar la primera novela, se había ido con el pueblo de Thrawn: los chiss, y con él regresa tambien la Almirante chiss Ar'alani, juntos se verán en la necesidad no solamente de combatir la plaga que amenaza a la construcción de la Estrella de la Muerte, sino también a los siempre aguerridos gryskos, y a ciertas amenazas provenientes del interior del Imperio.
El regreso de Ar'alani y Eli Vanto
El Steadfast, la nave de Ar'alani, vuelve a las andadas
Como es constumbre desde que el Universo Expandido fue degradado a mera leyenda, traerse personajes de la antigua continuidad es ya rutinario en los textos de este nuevo canon, y probablemente el regreso más agradable a los lectores fans sea el de Gilad Pellaeon, por primera vez mencionado en otra fuente que no sea Rebels, por cierto que es también la primera vez que escuchamos su nombre de pila, de modo que se rescata este elemento. Pellaeon originalmente trabaja para otro Gran Almirante, pero desempeña un papel fundamental en las batallas finales, y es asignado a la flota de Thrawn.

Por cierto, que aquí Thrawn despliega todo su potencial como genio militar, pues lo vemos ejecutando grandes maniobras de batalla y planes complejos, además de poder predecir los ataques de un enemigo estudiando sus manifestaciones artísticas. Éste es el Thrawn que yo quería ver en TV.

Referencias a otros elementos de la saga: Timothy Zahn sabe que meter referencias y parafernalia sólo por meterlas es contraproducente, y ya nos lo demostró la "película" del Han Solo millennial, pero bueno, aquí no pueden faltar las conexiones a las otras dos novelas de la trilogía, por ahi tenemos menciones al infame planeta Galaxy's Edge Batuu, o el personaje Nightswan, y desde luego, las menciones y referencias a la serie de Rebels están presentes, pues todavía Thrawn debe volver a Lothal a combatir a los monitos, y a que se lo lleven las ballenas-pulpo gigantes del espacio.

Por cierto hay que darle su regañada al Grupo de Historia de Lucasfilm, se supone que ellos están ahí (reciben sus créditos en todos los productos de la saga, hasta en las películas), para tratar de evitar errores de continuidad, y sin embargo han brillado por su ausencia: se les pasó el gazapo de los colores de los sables de luz, toleraron las estupideces de Ruin Johnson, y ahora hay otro horror de continuidad:

El Destructor Estelar Harbinger aparece en esta novela, al mando de Gilad Pellaeon, y como ya sabemos, Pellaeon y su destructor se van junto con Thrawn jalados por los pulpos ballenas espaciales hacia las regiones desconocidas, para nunca más volver. Eso pasa unos meses antes de la Batalla de Yavin
Pero luego, ese destructor "reaparece" milagrosamente meses después de la Batalla de Yavin, cuando es capturado por los rebeldes, esto pasa en los cómics Star Wars 22 al 25, que constituyen el arco argumental Last Flight of the Harbinger.
¿cómo diablos regresó ese Destructor Estelar? ¿será que ya se está anticipando el regreso de Thrawn? Por ahora San Wookieepedia trata a estas como dos naves distintas, y con el mismo nombre, aunque de distinto modelo (Destructores Clase Imperial e Imperial-I).

Y pues hasta aquí mi reseña, pese a que la trilogía en general sale bien librada, está un poco por debajo de aquella trilogía de la Nueva República de principios de los 90's, que fue la que lanzó a Thrawn a la fama, y que hizo renacer a Star Wars de sus cenizas. La razón de que esta nueva trilogía pase con algo de pena es porque en esta ocasión el tío Zahn no tiene la libertad creativa que tuvo hace ya casi 30 años: Thrawn finaliza su arco en el episodio final de Rebels y Timothy Zahn tiene que desarrollarlo en un marco temporal muy estrecho, cuidando de no contradecir lo salido en las series, y a buen tenor que detrás de él estuvo el comentado Grupo de Historia, y si no es que la propia Kathleen Kennedy, Dios la perdone por el daño que ha hecho a la saga, como sea que fuere el caso, estoy plenamente seguro que Timothy Zahn tenía (o tiene) mas planes para el personaje, y para bien o para mal, hoy eso está en manos de Dave Filoni, que acaba de tener su primer descalabro con la serie Resistance, que acaba de cancelarse.

Pese a todo, la novela es lectura obligada para todo fan de la saga y del Gran Almirante azul.

lunes, 26 de agosto de 2019

He arreglado la línea temporal de Disney Star Wars

Pues con la novedad de que en el evento D23 de Disney, entre muchas otras cosas, se presentó esta línea temporal con todos los productos fílmicos, televisivos y de streaming de Star Wars, desde su creación, hasta las próximas series.

Pero considerando que muchos de estos productos no merecen existir, he hecho unas "ligeras" correciones.

Al final del día, sea Universo Expandido o Canon Disney, cada fan elige cuál es su propia "continuidad" en este mundillo.

viernes, 23 de agosto de 2019

Imágenes antiguas de la Comarca Lagunera. PARTE 60

Y llegamos así al sexagésimo compilado de robos arteros y descarados a grupos como  Torreon y la Laguna: Gloria y EsplendorLeyendas LagunaLerdo la Ciudad JardinYo Soy de Gomez PalacioFotografía Antigua y de Antigüedades de ParrasAmigos de Mapimí, DurangoVerdesiertoMi San Pedro Coahuila y Recuerdos del Tlahualilo, para pasearnos en el tiempo por las localidades nuestras. Comencemos otro de esos viajes:

Hoy comenzamos con esta imagen de personas norteamericanas posando junto al Padre Nazas en una de sus tantas avenidas a principios del siglo XX. Allí al fondo vemos claramente el puente del tranvía de Lerdo a Torreón, cuya reseña puede leerse aquí.

Unos metros más al poniente nos topamos con las compuertas del Canal del Coyote, canal que hoy en día no existe más y se ha convertido en el Boulevard Constitución.

Lo que sí sobrevive es precisamente el edificio de las compuertas. Durante muchos años sirvió como madriguera del Dr. Manuel Terán Lira, quien ha sido prácticamente un cronista no oficial de la ciudad de Torreón, y estableció allí el famoso Museo de la Revolución, hoy reubicado. Al fondo puede verse el moderno Torreón que recibía a los visitantes que cruzaban el Nazas hasta hace unos dos años, fue retirado temporalmente para dar paso a la terminal del Metrobús que nadie quiere, pero al que la gente luchará por subirse para tomarse la foto, ya los veo. Se supone que el Torreón será reinstalado o reconstruido al culminar las obras.

Continuando con la temática del Nazas, aquí vemos la catastrófica avenida de 1968, que anegó buena parte de las ciudades laguneras. La imagen fue tomada en el Boulevard Miguel Alemán, en Gómez Palacio, casi llegando a la esquina con Victoria, al fondo se distingue el paso a desnivel 11-40, y los grandes silos de la Harinera de Durango, hoy ADM.

La alberca del Bosque Venustiano Carranza, en Torreón, ignoro la fecha.

1958. Cuando los autobuses aún se pasaban por entre los puestos ambulantes que constituyen el Mercado Alianza, en Torreón. la toma es sobre la calle Viesca, hoy cerrada al tránsito.

Década de los 30's. En algún lugar a las afueras de Lerdo. Francisco Sarabia y amigos reparan la rueda de un carro en el que viajaban. Claramente Sarabia es el que hace las reparaciones mientras sus amigos posan para la foto.

Bueno, como ya todo el mundo sabe, Sarabia pasó a los anales de la historia aeronáutica nacional al romper el record de velocidad México-New York en 1939. Moriría en el vuelo de regreso desde Washington al caer en las aguas del Anacostia, afluente del Río Potomac. Aquí vemos a la familia de Sarabia en el sepelio. Les acompaña el ex-gobernador de Durango y por entonces Secretario de la Defensa Nacional, General Jesús Agustín Castro, quien también era oriundo de Lerdo.

Década de los 60's creo. El Granville-Miller R6H en el que Sarabia rompiera récords y perdiera la vida, yace en el museo creado expresamente para albergarlo, en Ciudad Lerdo, en esta foto vemos a Eva Sámano, esposa del presidente Adolfo López Mateos, durante una visita.

Y bueno, el sitio que hoy ocupa el museo se veía así en la década de los 50's. Estamos al inicio del Boulevard Miguel Aleman, al fondo claramente se distingue el Parque Victoria.

Panorámica de Torreón a principios de los 50's. Observese en la esquina inferior izquierda el paso de las vías del Ferrocarril Internacional, así como la estación del mismo.

Desde la Hemeroteca digital de El Siglo de Torreón, vemos aquí parte de las obras de construcción de la nueva Estación de Ferrocarriles, en 1958. Las antiguas estaciones de los ferrocarriles Central e Internacional dejaron de funcionar como tal, la vía de este último desapareció, aunque no la estación, la cual actualmente es Museo del Ferrocarril.

Inspección General y Comisaría de Policía en Torreón. El edificio se ubicaba en la esquina de actuales calles Morelos y Treviño, donde hoy está el Hotel Río Nazas.

Otra miradilla al Centro de Torreón. Estamos sobre la calle Hidalgo casi esquina con Zaragoza. Observamos detalles como las vías del tranvía. al fondo se ve parte del edificio de la Ciudad de París, hoy convertido en parte de los locales de la Plaza de la Tecnología, y allá al fondo el Edificio Arocena, con su arquitectura tan característica.

Si desde el mismo sitio volteabamos en la direccion contraria, observábamos esto. Edificio de Almacenes García Hermanos, y la torre del Reloj de la Casa Lack, donde hoy se encuentra una tienda Soriana.
Otra imagen en la misma dirección, pero un poco más atrás de la toma anterior, Aquí a la izquierda se puede contemplar parte del balcón del Hotel Salvador, donde en 1916 Venustiano Carranza se dirigiera a las masas.

Detalle de la Parroquia de Nuestra Señora del Refugio en Villa Juárez, municipio de Lerdo.

San Pedro del Gallo, Durango. Uno de los municipios que raramente toco en esta serie. La imagen muestra a Patricio A. Soria, comerciante local, en su vehículo, en 1942.

1945. Esquina suroeste de la Plaza de Armas de Gómez Palacio. En el sitio donde vemos este arbotante, hoy se ubica un obelisco erigido en honor de los Constituyentes de 1917.

Ahora vatamos a otra Plaza de Armas: la de Ciudad Lerdo, en la década de los 30's. Al fondo a la derecha se observa el bello edificio de la Presidencia Municipal, rematada por una torre con reloj.

Ahora hablando de Presidencias Municipales, aquí la de Torreón, a principios de los 50's. Allá al fondo el Teatro Isauro Martinez engalana la toma.

Luego en la siguiente década así se veía la Presidencia. Hoy en día todo este sector no existe más, en su lugar existe una enorme explanada, la Gran Plaza, con un moderno edficio haciendo las funciones de alcaldía de la ciudad.

Ya en numerosas ocasiones he destinado en este blog algún espacio para hablar sobre Hour of the Gun, la película western sobre el tiroteo del OK Corral en Tombstone, Arizona, y que fue filmada en locaciones de la Comarca Lagunera, como Torrecillas y Dinamita. Bueno, aquí vemos la filmación de una escena a las afueras de La Loma, en Lerdo, la carreta es conducida por Jason Robards (de bigote) y James Garner, quienes interpretaron respectivamente a "Doc" Holliday y Wyatt Earp, respectivamente. La filmación tuvo lugar en 1967.

Aspecto del pueblo levantado en Torrecillas para la filmación de la película. Por cierto que también se emplearon algunos actores de prestigio nacional, como Jorge Russek, quien domina el centro de esta foto, así como numerosos extras de las localidades cercanas.

Finalizaremos hoy con un gran salto en el tiempo, finales del siglo XIX. Puente de Ojuela, en Mapimí. Como puede verse, el puente, que sobrevive hasta la fecha, tenía en ese entonces rieles para el paso de carros con mineral, que eran movidos a mano. El puente fue finalizado en 1892 y en esta gran imagen podemos ver a sus dos constructores en el centro de la foto: Wilhem Hildebrandt y Santiago Minguín.

MAS IMAGENES:
1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 51 52 53 54 55 56 57 58 59 60 61

jueves, 22 de agosto de 2019

Una velada referencia a Darth Krayt en los nuevos cómics de Star Wars

Lo he dicho antes, en Star Wars el Universo Expandido no se crea ni se destruye, sólo se transforma. En el más reciente cómic de la Doctora Aphra, el número 35, vemos a la arqueóloga homoerotista interracial en una especie de museo, con una ministra de propaganda del Imperio:

Ahí, escondida en la derecha, está una máscara bastante peculiar:

¿parece familiar? Luce como ésta:

Para quienes no lo conozcan, especialmente para esos fanáticos de la nueva generación y los SJW, éste es Darth Krayt, en el Universo Expandido fue un Jedi caído, fundador de su propia Orden Sith: el Sith Único, y quien llegó a gobernar la galaxia entera unos 130 años después de Darth Sidious. Su armadura era de implantes Yuuzhan Vong, y su mascara se inspiraba en el Dargón Krayt de Tatooine, pues aparte del nombre, este individuo era A'Sharad Hett, miembro de la raza tusken, para quienes dicho dragón tiene muchos significados mitológicos.

La historia de Hett/Krayt puede leerse principalmente en los excelentísimos cómics Legacy, que están a años luz de distancia de lo que ofrece Marvel en la actualidad, que por cierto, Doctor Aphra va a quedar como la única serie de larga duración en Star Wars por el momento, hoy se acaba de anunciar que el cómic Star Wars, que se viene publicando desde 2015, finalizará en noviembre, en su número 75, al culminar el actual arco argumental.

A surprise for sure, but a welcome one.
Ya estaban prolongando demasiado el cómic y los arcos en su mayoría son verdaderamente desechables, algunos de ellos con tramas tan absurdas que no vale la pena mencionar, no avanzamos nada en desarrollo de personajes, no vimos a la Alianza abandonar Yavin IV, y por lo visto no vamos a llegar a Hoth en ningún momento de lo que queda del cómic.

lunes, 19 de agosto de 2019

AUTOBUSES TIERRA DEL SOL

Una más de las líneas de pasaje que transportan ganado humano desde el sur del país hasta el lugar más divertido de la Tierra: Tijuana
Busscar Vista Bus HI
Comil Campione 3.65
Dina Dorado
Irizar Century
Irizar i5
Irizar PB
Irizar PB
Irizar PB 6x2
Marcopolo MP120
Marcopolo Viaggio GV1000 modificado
Marcopolo GV1000
Marcopolo Viaggio GV1000

MASA Premier
MASA Strada
Mercedes Benz Multego
OISA Jaguar
Volvo 7550
Volvo 8300
Volvo 9300
Volvo 9700
Volvo 9700