sábado, 19 de marzo de 2016

Sobre el perro que mató a un menor en Monclova

Existe una Norma Oficial para el sacrificio de animales, la NOM-033-ZOOL-1995, y en el caso de Monclova está plenamente justificado sacrificar al canino, puesto que se requieren muestran encefálicas para diagnosticar la rabia
Seguramente no observaron la NOM al sacrificar al perro (¿en qué país llamado México se siguen las normas?), pero eso no exime el cinismo de una sociedad que bajo la bandera del animalismo misantrópico se escandaliza más por la muerte del perro que la del niño.

En el facebook solo veo comentarios sobre cuán indignados están por la crueldad con la que se sacrificó al animal, y lo primero que hacen es minimizar la muerte del niño con frases como "es lamentable la muerte del niño, pero el perro esto...", "es una pena que muriera el menor, pero el perro lo otro...", "pobrecito niño, sin emabrgo los dueños del perro aquello..."

Son mis pensamientos.
A final de cuentas yo también soy un resentido social y misántropo, solo que yo no lo disfrazo con un animalismo por moda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada